Retablo Virgen del Rosario

"Retablo del Episcopado"


Virgen / Rosario

También conocido como Retablo del Epíscopado.- En contraste con el Retablo de la Virgen de Guadalupe y su mexicanidad, el Retablo del colateral frontero ostenta un culto muy español- si bien ya universalizado-, pues está dedicado a la Virgen del Rosario. Según algunos autores el rosario es un instrumento de oración tan antiguo como la iglesia, pero según otros no cabe duda de que fue Santo Domingo de Guzmán -uno de los más destacados santos españoles- quien, inspirado por la propia Virgen, inventó y propagó la actual manera de rezarlo, meditando sobre los misterios de la fe y dividiéndolos en gozosos, dolorosos y gloriosos, empleándolo con gran entusiasmo contra las herejías de los albigenses, quienes atacaban la pureza de la virgen.

Casi no hay pueblo en España en donde no se venere esta advocación de María y lo mismo puede decirse de México, en donde la costumbre de rezar el rosario se popularizó desde los principios de la evangelización. Además este retablo, igual que el anterior, está destinado a enaltecer la Institución del Pontificado, y todas las imágenes que acompañan a la Virgen del Rosario son, por lo tanto, de obispos.

En el centro del retablo se destaca -dentro de un marco rectangular- una representación pictórica de la Virgen del Rosario, de pie, con el niño en los brazos. La manera de representar esta imagen recuerda el concepto iconográfico apocalíptico, pues la figura se apoya sobre una luna y querubines. La imagen aparece, además, coronada, y a ambos lados se encuentran -sobre medallones ovales iguales a los de la obra anterior-

Adviértase que los temas tratados son cinco gozosos y un glorioso, que corresponden -mejor que la representación de los temas dolorosos- al espíritu de glorificación y enaltecimiento que informa estas obras. Arriba del lienzo principal se encuentra otro medallón ovalado con otra pintura que representa la advocación de la Purísima Concepción, o sea la conocida imagen de la Virgen que simboliza el hecho de haber sido concebida por sus padres sin la mancha del pecado original. Esta devoción, cuando se construyeron estos altares, aún no era dogma de fe, pero si era ya muy popular entre la cristianidad, especialmente en España, como veremos más adelante al hablar del retablo mayor en donde esta advocación ocupa el nicho central.

En la parte culminante de la composición religiosa aparece la figura de San Nicolás de Bari, obispo, quien nació en Asia Menor de familia cristiana y que renunciando a los placeres de este mundo repartió sus riquezas entro los pobres. Se le conoce por su intervención en el Concilio de Nicea y por haber obrado muchos milagros, convirtiéndose por diversos hechos de su vida en patrono de los marinos y en especial protector de los niños, oficio, este último, por el que más se le conoce.

En la parte baja del retablo, en el medallón central cercano al Sagrario aparece el busto de San Francisco de Sales, Doctor de la Iglesia y fundador de las religiosas de la Visitación de Nuestra Señora. Este santo se dedicó además a la conversión de los calvinistas, sobre todo entre la gente ilustrada y noble. Dejó escritos varios libros de ascética que le valieron el título de Doctor; y murió, siendo obispo de Ginebra, en 1622. Seguramente que la lucha anticalvinista que animó la vida de este hombre fue una de las principales razones para que su imagen haya formado parte de este gran retablo episcopal.

Otros ocho santos obispos - cuatro abajo y cuatro en la parte alta del retablo- completan la estructura religiosa, pero desgraciadamente de todos ellos sólo uno conserva su nombre, en una filacteria que está bajo sus pies. Se trata de San Paulino de Nola, quien vivió entre los años de 353 y 431 y cuando joven fue cónsul en Campania. En una ocasión sirvió de rehén para rescatar al hijo de una pobre viuda, de manos de los vándalos, en África. Se ordenó sacerdote en Barcelona y murió siendo obispo de la ciudad de Nola en donde edificó la iglesia de San Félix. Nada sabemos de los otros siete obispos. La manera de igualarlos mediante la indumentaria y la idealización de los rasgos faciales, hace muy difícil su identificación; y como carecemos de mayores datos para hacer suposiciones, preferimos dejar sus nombres en blanco, antes que hacer conjeturas sin ninguna base. Lo único que nos parece pertinente es mencionar los nombres de algunos santos ilustres que posiblemente se encuentran en este retablo; por ejemplo: San Fructuoso mártir, obispo de Tarragona; San Ildefonso arzobispo de Toledo, tan venerado en España; San Luis, obispo de Tolosa o San Braulio, obispo de Zaragoza, quien por haber sido natural de dicha ciudad y especial devoto de los mártires de Zaragoza, es difícil que no se le hubiera incluido en estos altares.

Por otra parte hay que señalar algunas diferencias de tipo iconográfico que se presentan entre las imágenes de estos santos y las del retablo de Guadalupe. Estos, en vez del báculo terminado en doble cruz, llevan el tradicional bastón pastoral, según puede verse en las ilustraciones. Los cuatro de abajo llevan un libro que les da la dignidad de doctores. Los dos del centro son barbados y usa gorros de viaje. Los dos de los extremos son de menos edad, sin barba y sin gorro. Los cuatro de arriba, como en el anterior altar, llevan la mitra puesta y sólo el de la extrema derecha no tiene barbas.

Otra delicada imagen del Agnus Dei decora la puertecita del Sagrario, y la mesa de altar en los medallones que ornamentan su frontal presenta motivos propios de la devoción del rosario. Estos motivos, de izquierda a derecha son: una filacteria con un rosario. que aludes a los misterios gozosos; un corazón y un rosario, en recuerdo de los misterios dolorosos y una corona y un rosario, símbolo de los misterios gloriosos.

Las características escultóricas de las imágenes que pueblan este retablo, son casi idénticas a las del retablo guadalupano, y por lo tanto todos los juicios que hemos emitido sobre la calidad artística y valores iconográficos, son válidos también en este caso.

Para tener una idea de la insistencia que se ha puesto en poblar estos retablos de ángeles y de obispos, mencionaremos que hernos contado 82 figuras de ángeles y 37 de obispos -en cada retablo-, los cuales indudablemente se colocaron para dar y mantener el tono peculiar de que hemos hablado, dentro de la obra; es decir, para producir y hacer sentir en el espectador la imagen de la celestial¡dad y la dignidad de la jerarquía episcopal. 


 (Continúa con el Retablo de nuestra Señora de Guadalupe...)

 
Retablo Virgen del Rosario
 
Retablo Virgen del Rosario 2
 
Ampliar..!
Retablo Virgen del Rosario 3
 
Sagrado Corazón de Jesús
(ubicado al fondo del Retablo)
 

Links Relativos:

 





Esta pagina ha sido calificada como:
[ 5  votos ]
Valor: 4.2 de 5 estrellas
 
 
 
 
Palabras Clave: Taxco | Guerrero | Taxco de Alarcón | Gro. | México | mx | iglesias de taxco | iglesias católicas | catedral | templo | parroquia | Santa Prisca y San Sebastián | Iglesia de Santa Prisca | Templo de Santa Prisca | retablos de santa prisca | retablos sagrados | retablos dorados | fotos retablos santa prisca | san fructuoso | retablo del episcopado taxco | san francisco de sales | san paulino de nola | retablo del rosario taxco | nuestra señora del rosario | san braulio | san luis | la anunciacion | santo domingo de guzman | san nicolas de bari | san ildefonso | san nicolas de bari | virgen embarazada | virgen maria y la visitacion la visitacion | nacimiento del niño dios | los reyes magos | resurreccion de jesus | virgen de la purisima concepcion de maria | capilla de nuestra señora del rosario en Juliantla | juliantla guerrero | panorama 360 cities | vista en 360 grados | 360 ° | panoramio | vista panoramica en 360 grados | 360cities.net | panoramio.com | mira alrededor